Epilepsia

Epilepsia

Barcelona-Parkinson atiende a pacientes epilépticos refractarios

En Barcelona-Parkinson ofrecemos servicios médicos a pacientes con epilepsia por medio de la estimulación vagal y la estimulación eléctrica.

¿Qué es la epilepsia?

La epilepsia es una enfermedad crónica frecuente debida a un desorden eléctrico general, y puede ser focal o generalizada. Conlleva una gran discapacidad, debido a la dificultad en el control de las crisis.

La epilepsia focal consiste en crisis motoras sensitivas o sensoriales. Cuando hay pérdida de conciencia se denomina compleja. En ocasiones es muy difícil de controlar con los fármacos habituales.

La epilepsia generalizada consiste en crisis tónicas, tonicocrónicas o mioclónicas que causan grandes dificultades para la vida diaria y para la inserción laboral.

¿Qué puede provocar una epilepsia?

Las causas que provocan la epilepsia pueden ser varias: causas sintomáticas, causas vasculares, traumatismo craneoencefálico, hipoxia perinatal, tumor cerebral, etc.

Muchos pacientes epilépticos, a pesar de los fármacos antiepilépticos, cada vez más eficaces y mejor tolerados, no logran mejorar su calidad de vida debido a la alta frecuencia de las crisis. En estos casos hablamos de epilepsia refractaria.


http://www.apiceepilepsia.org/Epilepsia-refractaria-o-resistente-a-los-FAE

¿En qué consiste la estimulación eléctrica vagal?

La estimulación eléctrica del nervio vago (ENV) es un procedimiento que ha demostrado su eficacia en la disminución de la frecuencia y la severidad de las crisis en pacientes con epilepsia de difícil control. Se utiliza en pacientes con epilepsia refractaria al tratamiento con fármacos antiepilépticos que no son candidatos a un tratamiento quirúrgico de resección o que no desean someterse a un tratamiento quirúrgico del cerebro. En este sentido, es importante recordar que la cirugía resectiva es mucho más efectiva que la ENV en candidatos apropiados, por lo que la ENV se considera un procedimiento paliativo.

El aparato para la estimulación vagal consiste en un generador programable de un tamaño parecido al de un marcapasos cardíaco y que se sitúa, al igual que este, en la pared torácica. Este generador está conectado a un electrodo bipolar helicoidal que se coloca alrededor del nervio vago, al nivel de la quinta o sexta vértebra cervical.


http://www.todosobreepilepsia.com/index.php?option=com_content&view=article&id=298&Itemid=318
https://www.psyciencia.com/2013/09/estimulacion-electrica-nervio-vago-alternativa-depresion/

¿En qué consiste el procedimiento quirúrgico de implantación y programación del estimulador?

El procedimiento quirúrgico requiere practicar una incisión lateral en el pectoral mayor para implantar el generador y otra en el cuello para aplicar los electrodos al nervio vago. El procedimiento dura en total de 1 a 2 horas y se suele hacer con anestesia general. Posteriormente, en la consulta, se programan los parámetros de estimulación. Habitualmente se comienza con períodos de estimulación de 30 segundos repetidos a intervalos de 5 minutos, usando pulsos eléctricos de 0,5 milisegundos de duración y 30 pulsos por segundo de frecuencia. Se comienza con una intensidad de 0,25 mA, que se va aumentando cada dos semanas. El beneficio se suele obtener con intensidades de 1,5 a 3 mA. Puede variarse también la frecuencia de estimulación y la frecuencia o la duración de los pulsos eléctricos. El paciente y sus familiares disponen de un imán que puede ser utilizado para parar la estimulación o para activarla fuera del ciclo programado en caso de que el paciente note que va a tener o que está teniendo una crisis. La batería del generador dura entre 7 y 10 años, tras los cuales es necesario cambiar el generador, generalmente mediante una operación aún más sencilla, que puede realizarse con anestesia local.

¿Es eficaz la estimulación del nervio vago en la epilepsia?

La primera vez que la estimulación del nervio vago (ENV) se utilizó en humanos fue en 1988. Posteriormente se han llevado a cabo dos ensayos clínicos multicéntricos, randomizados, controlados y de doble ciego, y otro ensayo multicéntrico, prospectivo, de diseño abierto y no ciego, así como numerosos trabajos en centros individuales que han demostrado la eficacia y la seguridad de la ENV en el tratamiento de la epilepsia. Como resumen de los resultados de estos trabajos, podemos concluir que entre la tercera parte y la mitad de los pacientes tratados con ENV experimentan una reducción del número de crisis superior al 50%, aunque muy pocos obtienen un control completo de las mismas. La ENV es eficaz en niños y en adultos con una amplia variedad de síndromes epilépticos farmacorresistentes, tanto focales como generalizados. Los pacientes deben continuar tomando FAE, pero las dosis pueden reducirse con frecuencia, disminuyendo así los efectos adversos relacionados con los fármacos.


http://www.sade.org.es/guía-sade/

¿La estimulación del nervio vago es segura? ¿Tiene efectos adversos?

La estimulación del nervio vago (ENV) es un procedimiento seguro. Las complicaciones de la intervención, como infección o lesión del nervio vago, son muy poco frecuentes. Se han descrito episodios de bradicardia e incluso asistolia durante la estimulación en el momento de la intervención quirúrgica, pero en todos los casos se resolvieron sin consecuencias clínicas. Los efectos secundarios más frecuentes son los que pueden aparecer durante las fases de estimulación, e incluyen tos, disfonía, hormigueo en el cuello y sensación de falta de aire. No causa efectos adversos sistémicos ni relacionados con el SNC, como mareo, somnolencia, bradipsiquia, irritación o nerviosismo, que sí son frecuentes con los FAE. La incidencia de muerte súbita (SUDEP) es similar en pacientes con ENV que en otros pacientes con epilepsia refractaria.

¿Se conocen contraindicaciones a la estimulación del nervio vago?

La estimulación del nervio vago (ENV) no puede ser utilizada en pacientes tras una vagotomía bilateral o cervical izquierda. No debe usarse diatermia de onda corta, diatermia de microondas o diatermia terapéutica por ultrasonidos. El diagnóstico por ultrasonidos no se incluye en las contraindicaciones.

Se deben tomar precauciones especiales para realizar pruebas de resonancia magnética en estos pacientes, aunque la mayoría se pueden llevar a cabo sin riesgo significativo. No obstante, la resonancia magnética del cuello está contraindicada.

Los dispositivos domésticos como microondas o teléfonos móviles no interfieren con el dispositivo.


http://www.VNSTherapy.com

¿Qué tipos de cirugía de la epilepsia mediante resección cerebral se practican?

El principal objetivo de la cirugía es dejar al paciente libre de crisis mediante la extirpación del tejido epileptógeno y la lesión. Para lograrlo se pueden llevar a cabo los siguientes tipos de cirugía de la epilepsia:

Cirugía resectiva

Se trata de extirpar el foco (o focos) que se consideran responsables de las crisis: cirugía de la epilepsia del lóbulo temporal, medial basal temporal o lateral temporal; cirugía de la epilepsia extratemporal, frontal extratemporal, parietal extratemporal u occipital extratemporal; y hemisferectomías funcionales.

Cirugía desconectiva

Se trata de desconectar la zona epileptógena para que no se genere la crisis: callosotomía o desconexión lobular.

Cirugía reoperativa

Antes de realizar una cirugía es importante procurar que no cause secuelas en el paciente, tales como déficit motor permanente (condiciones que limitan las habilidades físicas), déficit de lenguaje permanente (condiciones que limitan las habilidades del lenguaje) o pérdida del campo visual.